Cómo usar una máquina de remo

Share Button

La máquina de remo es una de las más efectivas. Eleva tus pulsaciones notablemente y mejora la mayoría de los músculos de tu cuerpo. Aun así, es una de las menos usadas.
Tal vez sea por la poca información o publicidad de la misma, es poco conocida y por ello cuesta no cometer errores al usarla.

Si estás leyendo esto, felicitarte primero por contar con una de estas increibles máquinas de fitness (son una de nuestras preferidas) y segundo avisarte de cuáles son los errores frecuentes al usarla, y como solucionarlos para que puedas lograr un entrenamiento cómodo, libre de riesgos y muy eficaz:

ProblemaAl tirar de la polea elevar los codos y despegarlos del torso. Esto localizará el trabajo en otros músculos no deseados.
SoluciónIntenta no abrir demasiado las axilas y relaja los brazos para que no suban hasta el mentón. Deben de quedar cerca del estómago.
ProblemaAl tirar de las poleas no solo trabajas los músculos de los brazos, piernas o espalda, también estarás tensionando los flexores de la mano. Flexionar las muñecas en exceso puede ocasionar molestias o incluso lesiones.
SoluciónLo ideal es agarrar bien las poleas con todos los dedos, relajar las muñecas (sin apenas flexionarlas).
ProblemaAl realizar el movimiento de remo es común inclinar demasiado hacia atrás la espalda. Esto resta esfuerzo a los musculos que verdaderamente deberíamos de trabajar.
SoluciónProcura mantener la espalda recta e inclinarla levemente hacia atrás. Así tu cuerpo trabajará sin impulso y de una forma controlada.
ProblemaExtender las piernas antes de tirar de la polea o flexionar las rodillas antes de iniciar el regreso, pudiendo ocasionar daños en la zona lumbar.
SoluciónRealizar un movimiento coordinado entre piernas y brazos para ejercitar las zonas que verdaderamente interesan y prevenir lesiones.
ProblemaBloquear las rodillas puede ocasionar lesiones debido a la hipertensión repetitiva de la articulación.
SoluciónMantén una ligera flexión en las rodillas en todo momento.

Por lo tanto, una vez vistos los errores, vamos a ver como se debe de utilizar esta fantástica máquina de fitness. Simplemente cumple estos 6 sencillos pasos:

1 – Ajusta el nivel de resistencia de la máquina de remo: antes de empezar conviene ajustar el nivel de resistencia para lograr un entrenamiento satisfactorio. Esta resistencia se regula mediante una manivela o mando que determina la fuerza que deberás de emplear en cada repetición.
La idea es trabajar con una resistencia que permita un movimiento rápido y suave por un tiempo prolongado. No hay que pasarse de dureza, ya que podrás fatigarte o incluso lesionarte.

ajuste de resistencia remo

2 – Ponte cómodo: es muy importante que antes de empezar encuentres la postura perfecta. Primero coloca cada pie en su respectiva base y ajústalos con las correas. Este prevendrá futuros resbalones.
Después, siéntate en el asiento y agarra el asa de la goma usando un apretón con la manos hacia abajo, manteniendo los codos cerca del cuerpo.

base para pies

3 – Colócate en la posición inicial de “agarre”: la posición de “agarre” es el primer movimiento que se hace en cada repetición. Con el sillín en la posición deseada, extiende los brazos manteniéndolos derechos e inclínate ligeramente hacia delante. Dobla las rodillas hasta que las espinillas estén casi verticales.

posición empiece remo

4 – Procede con la posición de “empuje”: comienza empujando con los pies, usando las piernas como fuerza motora. Mantén los brazos y espalda rectas mientras extiendes las piernas. Cuando tengas las piernas prácticamente estiradas, termina de dar el último impulso tirando del asa con los brazos hacia el abdomen mientras te inclinas ligeramente hacia atrás.

posicion de empuje

5 – Prosigue con la posición “final”: cuando termines el paso anterior, tus piernas estarán totalmente estiradas. Tu espalda quedará ligeramente inclinada hacia atrás. Los brazos deberán de quedar alado del tronco, con los codos doblados y el asa contra el abdomen.

posición final

6 – Termina con la posición de “recuperación”: comienza extendiendo tus brazos hacia delante, mientras la goma regresa a su posición inicial, e inclina levemente la parte superior de tu cuerpo hacia delante. El asiento empezará a deslizarse por el carril. Ahora dobla las rodillas y vuelve a la posición de agarre. Desde esta posición repite todo el proceso de nuevo, manteniendo un ritmo suave y continuo.

posición empiece remo

Si consigues realizar estos pasos a la perfección tu entrenamiento será 100% efectivo y aprovecharas al máximo el tiempo invertido en el ejercicio.

>>CLIC AQUÍ PARA VER COMO ELEGIR ENTRE TODAS LAS MÁQUINAS DE REMO LA QUE MEJOR SE ADAPTA A TUS NECESIDADES<<

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR